¿Fumar un porro antes de dormir?

Escrito por el 27 abril, 2020

Si estás en la lista de las personas que padecen de insomnio o les cuesta dormir. Chequea el siguiente post, donde encontrarás la solución a tus noches de desvelo.

La marihuana puede presumir de ser una planta con una amplia variedad de compuestos, aunque destacan principalmente dos de ellos: el tetrahidrocannabinol (THC) y el cannabidiol (CBD).

Diversas investigaciones, han demostrado que ambos compuestos tienen un efecto considerable sobre el sueño. En concreto, el THC provoca que nos quedemos dormidos de una forma más rápida. En cuanto al CBD, este aceite estimula que nuestras horas de sueño sean mucho más tranquilas y relajadas, lo que hace que al día siguiente nos sintamos más descansados.

Son diversos los efectos ligados al sueño que la hierba produce. Por norma general se suelen necesitar unos 7 minutos para dormir, excepto si el individuo está sometido a estrés, dolor u otro malestar. El cannabis, en este caso, actúa como sedante y relajante con el fin de conseguir que ese tiempo necesario no se prolongue más de lo deseado.

Hay que tener en cuenta que las variedades Índica son las más apropiadas para ello, ya que poseen características relajantes y analgésicas. Las Sativa, en cambio, causan efecto de euforia (lo contrario), por lo que se aconseja no fumarlas dos horas antes de ir a la cama.

Por otro lado, y aunque suele depender de la cantidad consumida, la acción conjunta del THC y del CBD ayuda a que el individuo duerma durante más tiempo del habitual. También consigue que tenga lugar un período de descanso más profundo durante la tercera y cuarta etapas del sueño y, a pesar de ello, al día siguiente no se mantendrán los efectos sobre el individuo, por lo que podrá seguir con su vida diaria con normalidad.

Es en esos momentos de descanso profundo cuando el sueño tiene mayor poder de «restauración» y ayuda al organismo a reparar sus problemas. En concreto, esta fase contribuye a reducir los niveles de un elemento que se asocia con la aparición de alzhéimer y con la demencia.

La marihuana también disminuye la densidad de movimientos rápidos de los ojos que tiene lugar durante el sueño REM, lo que también contribuye a un mayor descanso del individuo. Precisamente porque se alarga la etapa de sueño profundo se reduce la fase REM del sueño (su momento final), cuando el inconsciente de la persona está más activo. Esto significa que el consumidor imaginará menos mientras duerme, apenas tendrá sueños o estos serán muy leves, por lo que al día siguiente casi no se acordará de ellos.

Existen diferentes cepas que puedes fumar para conciliar el sueño: AK-OG Kush, Blue Mystic, CBD Critical Mass y Northern Light. Además puedes recurrir a los aceites o tinturas, te recomendamos: The Lunatic Sleep CBD infused tincture.

Bueno amigos fumetas, ¡ya tienen la solución para sus noches de insomnio!


Canción actual

Título

Artista